EX RAYISTA

Michu, en Relevo: "Pagaría mucho dinero por volver a poder meter un gol y poder celebrarlo con la grada"

El delantero añora su época de futbolista y habla sobre sus problemas en el tobillo

Escrito por Sábado, 01 Octubre 2022

    "Tengo el tobillo izquierdo de una persona de 36 años y el derecho de una de 100"

    Michu, celebrando su gol contra el GetafeMichu, celebrando su gol contra el GetafePasión por el Rayo

    Pese a solo estar una temporada en el Rayo Vallecano, Michu es uno de los jugadores más queridos y del que mejor recuerdo guarda la grada de Vallecas. Una grada que se entrega a jugadores como el ovetense que se entregan y que lo dan todo sobre el césped sea cual sea el resultado. Su despedida no fue como el rayismo esperaba. Tras el 'tamudazo' y la invasión de campo acabó sin ropa y sin poder decir adiós a su hinchada al firmar con el Swansea un 20 de julio de 2012. Fue allí donde se lesionó y empezó el calvario que ha recordado en Relevo: "Tengo el tobillo izquierdo de una persona de 36 años y el derecho de una de 100. Es una artrosis, un dolor agudo que siempre va a ir a más".

    Sin embargo, su carácter y su forma de ser le llevan a decirlo casi con una sonrisa en la cara consciente de cómo se produjo su dolor: haciendo felices a millones de personas en sus diferentes equipos. "Las primeras vueltas de calentamiento o en los ejercicios de un entreno no me daba como a los demás para hacerlo. No te lo crees porque tú te encuentras bien, porque el corazón te va bien y porque la cabeza te dice que sigas. Lo único que sabes tú es el dolor que tienes diariamente. Era tomar medicación todos los días de la semana. Pues la cabeza imagínate como estás psicológicamente porque era una vida de pastillas. Llegué a casa y me acuerdo perfectamente, hablé con mi familia y dije que era hora de dejarlo" explica sobre cómo fue la decisión de colgar las botas. recuerda el centrocampista.

    Sólo con el Swansea logró marcar más goles que con la camiseta del Rayo Vallecano y pudo levantar títulos y jugar en Europa. Su carrera acabó donde empezó, en Oviedo, con su gente y por fin con una despedida como se merecía: El dolor no lo cambio por nada. Es mi dolor, es mío, ya es amigo mío y seguiré con él toda la vida. Ya nos llevamos genial, nos entendemos y siempre voy a luchar por el siguiente paso. Soy así como persona y así me moriré. Pagaría mucho dinero por volver a poder meter un gol y poder celebrarlo con la grada. Eso es lo que te llevas en el corazón, ver las caras de la gente. Tú haciendo lo que más te gusta en el mundo, que puedes hacer feliz a tantos millones de personas. Pues eso no lo cambio por nada. Si me dices que tengo que retroceder 15 años que no tenía dolor y me explicas que el final va a ser el que tengo hoy, lo volvería a hacer una y mil veces"


     
    Accede como simpatizante PxR para comentar


    Próximo partido


    Descubre la nueva PxR APP